Cosas que me hubiera gustado saber antes de viajar a Marruecos

Desde hacía varios años quería viajar a este país y cuando finalmente lo hice, me topé con cosas agradables y otras que te dejan pensando, que hubiera sido mejor saberlas de antemano. Con todas esas cosas que me hubiera gustado saber de antemano o que me esperaba, pero no con tanta intensidad, he creado un pequeño listado:

  • Empezar por Marrakech, no es lo más fácil del viaje, ya que puede ser una trampa turística, y puedes acabar pagando mucho más por las cosas ya que se basa casi todo en el regateo. Si hubiera empezado por otras ciudades en las cuales puedes encontrar los precios marcados, pues te ayudaría para Marrakech.

    Carruaje por Marrakech con la mezquita de fondo

    Carruaje por Marrakech con la mezquita de fondo

  • Aunque tengan un precio fijo, puedes regatear el precio. Esto lo sabía, pero me siguió impresionando.
  • En ciudades turísticas mucha gente parece amable y trata de ayudarte, pero lo que está tratando de hacer es venderte algo o llevarte a algún sitio donde después llevará alguna comisión del dueño. Aunque tampoco hay que volverse paranoico con esto y de vez en cuando hay que dejarse llevar nunca sabes cuándo realmente te quieren ayudar. Los sitios donde más han tratado de vendernos algo para mi han sido: Marrakech, Mulan Idris y Fes. Donde la gente nos ha ayudado más, en Casablanca, Essaouria y Meknes.    Esto no quita que en los primeros no encontráramos gente que no nos ayudaran, por el simplemente hecho de ayudar, ni que en los segundos, no trataran de vendernos algo.
  • Marrakech, es una ciudad de las mil y una noches, o es una trampa turística, pues usando mi vena gallega diré, depende. Depende, de lo que estés esperando ya que todos los zocos son un entramado de tiendas con ávidos comerciales que en muchos casos cuando ven a un extranjero sólo piensan en dinero. Si lo que te interesa es comprar “típicos” artículos de Marruecos (ojo algunos son producidos en China…), este es un lugar perfecto, si lo que quieres es ver la ciudad con otros ojos, búscate alguien de Couchsurfing o bewelcome, para que te guíe un poco.
  • Las señales, con indicaciones a la plaza en la medina de Marrakech pueden hacerte dar rodeos, los cuales hábilmente están pensados para que pases por algunas tiendas, te darás cuenta de ello, cuando des vueltas alrededor del mismo sitio. Sin embargo las de la medina de Fez, son impecables y te ayudarán a moverte por el laberinto que es esta ciudad.
  • Las compañías de autobuses te cobran por guardar el equipaje en los bajos del autobús. No es que sea un gran añadido, pero no se menciona en el precio de las páginas.
  • El valor de las cosas. En serio, que está muy bien lo de regatear y que es una tradición dentro del país, pero de ahí a que al final acabes pagando cuatro veces más y a veces al mismo precio que en un país en Europa, pues tampoco es normal. Una botella grande de agua la puedes conseguir por 3 MAD en un supermercado, 5 MAD en un puesto de venta.  Un plato de comida que te llene y puedan comer dos personas lo puedes conseguir por 35 MAD. Coger un taxi por unos 10 minutos, vale menos de 10 MAD. Un pañuelo lo puedes conseguir por 20 MAD, etc.También otra cosa aveces lo que a ti te puede suponer un euro extra para ellos supone mucho más, tampoco hay que ser tan cerrado.

    Jardines Majorelle

    Jardines Majorelle

  • Si te vienen con que hay una actividad que hoy es el último día para verla, lo más probable es que no. Nos han llegado a decir que la tienda solo habría durante un día, que los puestos de curtidores era el último día y después cerraban por una semana para ir a las montañas a buscar más cueros…
  • No importa lo pequeña que sea una calle o lo atestada de gente que esté, siempre hay sitio para que pase una moto, un burro cargado de cosas o alguien en bici.
  • Si hablas en español o francés son más insistentes que si les dices que no los hablas. Aunque ojo, pues puedes encontrarte con que la gente hablar el idioma del país que les puedas decir. Siempre les decía que venía de Praga, y me llevé dos gratas sorpresas al ver gente que sabía algunas palabras en checo. Por suerte, hablaba el idioma y salí de la situación. Así que no uséis la táctica de usar otro idioma o decir que sois de otro país, para que os dejen en paz, si no conocéis los idiomas ya que los vendedores tienen mucho talento con los idiomas. Un mismo vendedor me ha llegado a hablar en: Español, Francés, Italiano, Alemán e Inglés.
  • Usar la fórmula: quizás más tarde, con los vendedores, funciona en muchos de los casos para que te dejen a tu aire. O si estás pasando delante de un restaurante también puedes decir que ya has comido.
  • Si andas perdido y alguien se ofrece a acompañarte a un sitio puede pedirte dinero al final, cuando te deje en tu destino.

    Cuando quema, quema

    Cuando quema, quema

  • Los hoteles en las medinas pueden llegar a ser peores que los hostales
  • Aunque las calles parezcan un poco tenebrosas o sucias, cuando entras dentro de un edificio de esas mismas calles, sueles quedarte maravillado con el interior del mismo. Como se suele decir, no hay que juzgar por la apariencia externa, lo que importa es el interior J
  • Los taxistas tienen un poco de mala fama en muchas partes del mundo… Marruecos tampoco es una excepción, tienes taxistas honestos y crápulas, tuvimos las dos experiencias.
  • Dependiendo de la Medina en la que estés, a veces me sentí con la sensación de estar en el laberinto del minotauro. Con un entramado de callejuelas que aparentaba imposible de salir al principio y un minotauro que eran los vendedores siguiéndome, o los guías no oficiales.
  • Nunca diré que vista una medina vistas todas, pero en muchos casos las de las ciudades más turísticas se han convertido en un gran centro comercial, donde venden de todo. Lo cual, si vas de Medina en Medina, al final puedes acabar agotado.
  • Cuidado cuando tomes fotos. Lo primero nunca “robes” fotos de gente, no creo que a nadie le guste ser un “souvenir” de otra persona sin saberlo. Lo segundo si quieres tomar la foto de alguien pregunta, si tienes un no pues ya será otra vez, si te dicen que sí, en algunos casos te podrían pedir dinero al final. También aunque no estés sacando la foto a alguien cuidado cuando apuntes,  puesto que alguna gente se podría enfadar sin motivos. A mi me pasó de estar sacando una foto a un puesto de comida de un stand, y la mujer que estaba sentada enfrente pensó que se la estaba sacando a ella. Así que al ver la reacción de la mujer, me tuve que acercar y enseñarle la foto que tome de la comida, para zanjar el tema.
  • Cruzar la calle es una aventura, es algo que me esperaba de la mayoría de Marruecos, pero también en ciudades mayores, como en todo hay excepciones en Casablanca por ejemplo, la gente respeta más los pasos de peatones.

    Cuadro en Chefchaouen

    Cuadro en Chefchaouen

  • Cuando hace sol cuidado con las quemaduras, si no tienes protección o eres blanquito de piel, posibilidades de quemaduras en cuestión de media hora son posibles.
  • Nunca es demasiado azul en Chefchaouen.
  • La comida como era de esperar es impresionante
  • Las especias también las puedes conseguir en el supermercado sin tener que regatear, por si no te gusta.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s